Claudio Basualto llevaba poco más de ocho años en la industria inmobiliaria de la Octava Región a través de Urbani, la empresa de gestión y desarrollo inmobiliario que creó en 2010 para levantar proyectos habitacionales con y sin subsidio. En 2017 se transformó en la primera inmobiliaria con certificación B de Chile, luego de incorporar […]

  • 27 febrero, 2019

Claudio Basualto llevaba poco más de ocho años en la industria inmobiliaria de la Octava Región a través de Urbani, la empresa de gestión y desarrollo inmobiliario que creó en 2010 para levantar proyectos habitacionales con y sin subsidio. En 2017 se transformó en la primera inmobiliaria con certificación B de Chile, luego de incorporar en los proyectos de sus clientes talleres para la comunidad, además de innovaciones en la edificación de las casas: termopaneles, paneles solares, albañilería, entre otros.

En forma paralela, Basualto tenía una inquietud: al año, unas 2.200 personas cotizaban una casa, pero las que finalmente terminaban comprando eran solo 1.000. ¿Qué pasaba con esas 1.200 familias? La mayoría no era sujeto de crédito para los bancos. Así fue como se puso a investigar, hasta que dio con una cifra que lo dejó pensando: de los 9,5 millones de trabajadores activos en Chile, más de 50% tenía deudas morosas. “La inmensa mayoría está sobreendeudado porque no tiene educación financiera, consume más de la cuenta en bienes que muchas veces no necesita. Hay una cultura errada de que obtener más cosas es igual a ser más feliz”, dice.

Así fue como se le ocurrió incluir en la página web de Urbani un programa de educación financiera llamado Ahora Puedo, que entregaba asesoría en línea para mejorar la administración de los recursos familiares. Al primer día, ya había 350 inscritos. Ahí se dio cuenta de que existía una necesidad que no estaba siendo satisfecha por el mercado.

Entonces dio el salto y en octubre de 2017 lanzó Ahorapuedo.cl como empresa independiente. Se trata de una plataforma de educación financiera gratuita, que busca crear consumidores responsables que logren administrar sus finanzas para poder convertirse en sujetos de crédito y luego comprar una vivienda. ¿El modelo de negocio? Por cada persona que logre comprar su casa luego de pasar por esta plataforma, Ahora Puedo cobra una comisión de entre 0,8% y 1% a la institución que financia el crédito y lo mismo a la inmobiliaria que vende.

El programa de educación de la plataforma ofrece cursos online, documentación y cuenta con la metodología del Instituto de Bienestar, una organización interdisciplinaria que vela por las relaciones saludables, el consumo responsable y la felicidad de las personas.

En noviembre de 2017 Ahora Puedo llegó a oídos de Servibanca, una empresa que presta servicios a la banca y que es parte del grupo Sonda. Les interesó el negocio y en marzo de 2018 le compraron el 50% a Basualto, quien salió de la gerencia general y pasó al directorio.

La plataforma, que nació en Concepción, ya cuenta con 15 mil inscritos y desde enero de este año ya tiene sede en Santiago. “Hemos logrado más de 200 créditos hipotecarios aprobados en cinco meses de operación, que corresponden a gente que logró después de pasar por el programa, ordenar sus gastos, ahorrar y comprar su casa”, cuenta el fundador.